B i ó s f e r a ( Kuxtal / Yolistli )

Ser buen ciudadano y el medioambiente Por: Guillermo Alejandro Ramírez Carmona El aire puro es el primer alimento y el primer medicamento.- Hipócrates. Hay un grupo de ciudadanos salmantinos,...

Ser buen ciudadano y el medioambiente

Por: Guillermo Alejandro Ramírez Carmona

El aire puro es el primer alimento y el

primer medicamento.- Hipócrates.

Hay un grupo de ciudadanos salmantinos, celayenses e irapuatenses, principalmente, interesados en llevar a otro nivel el sistema de medición e información de la calidad del aire, que ha cumplido una función, pero que también ha sido objeto de observaciones legítimas.

Las observaciones y quejas se fundamentan en no obstante que las ostentosas pantallas distribuidas en la ciudad expresan que la calidad del aire es buena, los ciudadanos perciben malos olores y se preguntan ¿bueno pues de que se trata?

El aire impuro tiene muchas fuentes de emisión y no todas son fáciles de localizar y cuando son típicas de una fuente hay encargados de mentir.

La intención de este artículo es describir a la ciudadanía cómo pueden ayudar a disminuir las emisiones, pero con una ventaja adicional que consiste en mejorar su salud, esto es, con sus costumbres ayudar a su organismo a tenerlo menos intoxicado y tensionado.

Algunos se preguntarán qué relación hay entre lo que se expresa más delante de la ciudadanía y el medioambiente. Esto es porque el estudio del medioambiente incluye el medio socioeconómico y una de ellas es la competitividad personal; si una gran cantidad de ciudadanos logran adquirir las costumbres propuestas, lograrían mejorar este rubro, saliendo por lo tanto beneficiado el lector que siga las recomendaciones.

Se incluye así mismo el tema del agua por dos razones muy importantes: con el aire no basta para estar sano y la otra es que, no obstante que se recomienda beber agua, para completar el estado de salud, hay que ser cuidadoso con su uso porque o está contaminada o hay que acudir a aguas de embotelladoras sujetas a procesos fisicoquímicos y bacteriológicos. Quizá la práctica menos agresiva sea la de agregar microbicidas.

Son numerosas las reglas o hábitos que se conocen y se mencionan algunos de los más importantes y fáciles de seguir:

* Darse baños de aire para ayudar al pulmón y al riñón con la transpiración.

* Preferiblemente por la mañana y diariamente hacer respiraciones profundas por algunos minutos, con la boca cerrada y en un espacio abierto.

* Comer exclusivamente alimentos naturales (millares de indígenas viven comiendo únicamente frutas).

* El alimento natural debemos apetecerlo sin cocerlo, asarlo o someterlo a alguna preparación previa porque se desnaturaliza, esto es, pierde parte de su valor nutritivo (por alteración de sus moléculas).

* Ser sobrio, significa comer poco, masticar bien y en tiempo oportuno.

* Evitar beber en exceso durante la comida porque los líquidos diluyen los jugos estomacales; debilitan su acción y dificultan el proceso digestivo. El agua nunca debe ser hervida. Hace algunos años un científico recomendó que el agua del grifo se hirviera únicamente tres minutos puesto que está clorada.

* El agua es la única bebida natural y no solamente es un alimento sino también una medicina, tanto en el interior como en el exterior.

* Un vaso de agua en ayunas y otro en la noche es un medio fácil y seguro para mantener limpio y activo el estómago, así como los intestinos.

* Tener suma limpieza en todo. La suciedad de la piel es absorbida; así como uno se lava la cara y las manos así debe ser el cuerpo y basta con una toalla medio empapada en agua fría.

* La casa que habitamos debe estar libre de acumulaciones de polvo o materiales extraños.

* En el dormitorio no se debe guardar ropa usada que esté cargada de emanaciones insalubres.

* Dominar las pasiones, se sabe que el odio, el orgullo y la envidia, por ejemplo, envenenan la sangre y la ira afecta directamente las funciones del estómago y del hígado.

* No estar jamás ociosos, el trabajo es fuente de bienestar moral y material.

* Descansar y dormir únicamente lo necesario.

* Vestir sencillamente y con holgura. Debemos sudar y así trabajan menos los riñones

* Procurar estar siempre alegres.

Existen puntos de vista en alguna forma diferentes a los descritos. Si alguien sigue otros métodos simplemente sígalos si le son beneficiosos.

Y aprovechen su salud para compartir la tarea de mantener el aire limpio. Posiblemente se les ocurran otros caminos que conviene difundir. ¿Están de acuerdo?

Categorias
EDITORIALES
Sin comentarios

Deja un comentario

Relacionado con

  • LA REFINERA

      DORMIDOS.- Dormidos en sus laureles pareciera que continúan sindicos y regidores de las fracciones de Morena, Pri y de los dos candidatos independientes en el Ayuntamiento, quienes a...
  • BIÓSFERA

    Jardines en Salamanca Por: Guillermo Alejandro Ramírez Carmona Aprovechando algunos conceptos de un documental que vi sobre Helsinki capital de Finlandia en relación a la forma en que mantienen...
  • Palabras MÁS…PALABRAS Menos

    Por: Iván Juárez Popoca Guerrero. CONTRA LO QUE GENERALMENTE SE PIENSA, aún hay un gran interés en la literatura, y en los libros. Y hago la distinción porque la...
  • LA CHACHALACA

    Mis compas buen dominguito tengan todos ustedes!! Ahora sí, oficialmente comenzó el maratón Guadalupe-Reyes y eso me hace feliz, aunque a mi hígado no tanto, pero sin más preámbulo...
WP Twitter Auto Publish Powered By : XYZScripts.com