PACIENTES HIPERTENSOS REQUIEREN ACTIVIDAD FÍSICA ESPECÍFICA

  Con motivo del 6 de abril: Día Mundial de la Actividad Física, el IMSS promueve la activación para prevenir y controlar padecimientos, como la hipertensión arterial. Con el...

 

  • Con motivo del 6 de abril: Día Mundial de la Actividad Física, el IMSS promueve la activación para prevenir y controlar padecimientos, como la hipertensión arterial.

Con el paso del tiempo la población ha adquirido malos hábitos como alimentación incorrecta y el sedentarismo, lo cual ocasiona el desarrollo de enfermedades como hipertensión arterial, por ello, y para evitar riesgos a la salud, quienes desean realizar alguna actividad física deben iniciar con un examen médico previo a la activación.

La hipertensión arterial es una enfermedad crónica considerada uno de las mayores preocupaciones en cuanto a salud pública. La alta presión sanguínea a nivel arterial afecta a un alto porcentaje de la población, sobre todo en los países desarrollados.

La Organización Mundial de la Salud incluyó el ejercicio físico moderado como una de las maneras de prevenir la hipertensión. Si bien no es posible eliminar la enfermedad por completo, sí se puede mejorar el estado a través de la actividad física, y es el 6 de abril como se conmemora el Día Mundial de la Actividad Física.

“Padecer alguna enfermedad crónico-degenerativa, no significa que no se pueda realizar actividad física, pero deben tomarse en cuenta factores como  edad, sexo y peso. Entre los beneficios de realizar ejercicio se encuentran el ser una persona más optimista y alegre y social; se mejora la capacidad física, mejora la presión arterial, se tiene menor riesgo de sufrir una enfermedad cardiovascular, entre otros”, indicó el jefe de la Oficina de Cultura Física y Deporte, de la Delegación Guanajuato del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS), Pedro Torres Saucedo.

La hipertensión arterial siempre debe tratarse bajo la supervisión de un médico, él recomendará el tratamiento farmacológico más adecuado que podrá  compaginarse con recomendaciones como: perder peso si existe sobrepeso u obesidad, limitar el consumo de alcohol,  ejercitarse regularmente, disminuir la ingesta de sodio, mantener una dieta adecuada, reducir consumo de grasas saturadas y dejar de fumar si es que se tiene ese hábito.

Cabe señalar, que no cualquier deporte vale en el caso de las personas hipertensas: las actividades muy intensas, los cambios de postura bruscos, o la inversión del cuerpo son conductas a evitar en los pacientes que padecen hipertensión.

Tampoco es recomendable realizar ejercicios isométricos -hace referencia a la tensión de un músculo y su mantenimiento en una posición estacionaria al tiempo que se mantiene la tensión-, ya que tienden a elevar la tensión.

Al realizar ejercicio físico las personas hipertensas mejorarán la capacidad del corazón para bombear la sangre, lo cual se traduce en una menor presión arterial y en un menor riesgo de sufrir enfermedades cardiovasculares.

Para aquellas personas que padezcan hipertensión son efectivos los ejercicios donde participen grandes grupos musculares, de carácter rítmico y aeróbico, como caminar, bailar, correr, nadar y montar en bicicleta.

Respecto a la intensidad con que se debe realizar el ejercicio no se puede generalizar. Cada persona tiene una condición física diferente y la intensidad recomendable para una persona puede ser contraproducente para otra, indicó el especialista.

 

 

 

Categorias
BOLETIN DE PRENSA
Sin comentarios

Deja un comentario

Relacionado con

WP Twitter Auto Publish Powered By : XYZScripts.com