B i ó s f e r a ( Kuxtal / Yolistli )

LA CARTA DE LA TIERRA Y LOS ALIMENTOS TRANSGÉNICOS Por Manuel De la Torre Rivera El tríptico de información sobre La Carta de la Tierra que el Observatorio Ambiental...

LA CARTA DE LA TIERRA Y LOS ALIMENTOS TRANSGÉNICOS

Por Manuel De la Torre Rivera

El tríptico de información sobre La Carta de la Tierra que el Observatorio Ambiental Ciudadano Biósfera ha repartido a estudiantes y docentes de todos los niveles escolares de la región, contiene 16 principios éticos, para orientar toda reflexión en la búsqueda de una mejor calidad de vida para los mexicanos y por tanto, también es pertinente para el análisis crítico de los alimentos transgénicos que en nuestro país han generado una lucha de intereses, por un lado del gran capital trasnacional, representado por las gigantescas corporaciones agroquímicas (Monsanto, Bayer, Syngenta, Pioneer y Dow Agroscience, entre otras), apoyados por ciertos investigadores que también defienden esos intereses y por otro lado, organizaciones de la sociedad civil preocupadas por los efectos en la salud de esos alimentos y que también cuentan con eminentes investigadores de centros de educación superior que cuestionan las acciones de los primeros.

Dos de los dieciséis principios de La Carta de Tierra que tienen que ver con este tema son los siguientes:

  • Evitar dañar como el mejor método de protección ambiental y cuando el conocimiento sea limitado proceder con precaución.
  • Fortalecer las instituciones democráticas en todos los niveles y brindar transparencia rendimiento de cuentas en la gobernabilidad, participación inclusiva en la toma de decisiones y acceso a la justicia.

Un primer hecho que hay que señalar es que la lucha que se describe en el primer párrafo es una manifestación de la lucha de clases que el sistema económico dominante genera, por un lado, el gran capital y su interés principal en el aumento de sus ganancias y por otro la gran masa de ciudadanos que ante la sospecha de ver afectada su salud, demandan mayor certidumbre por las consecuencias del uso de alimentos transgénicos. Con respecto al primer grupo, señala el investigador universitario Víctor M. Toledo (La Jornada 21/11/2017): “registramos con asombro la nota publicada en La Gaceta Universitaria (Lourdes Durán 16/11/17) sobre la presentación del libro Transgénicos: grandes beneficios, ausencia de daños y mitos, publicado en coautoría y coordinado por F. Bolívar-Zapata, investigador emérito del Instituto de Biotecnología”. Y agrega a continuación:

“Estamos ya viviendo tiempos álgidos, donde un proceso de total mercantilización de los individuos, de la vida social y de la naturaleza alcanza su máxima expresión. El mundo dominado por unas cuantas decenas de corporaciones y bancos, y un puñado de multimillonarios, aplican de manera obsesiva un sinfín de mecanismos para comprar y cooptar gobiernos, medios de comunicación, universidades, centros de investigación científica y tecnológica, personalidades. Para ello utilizan sus descomunales fondos (miles de millones de dólares), y junto a esos, gigantescas campañas publicitarias basadas en verdades a medias, manipulación de la información científica y mentiras descarnadas”.

Sobre esta manipulación de la información, Angélica Enciso L., editorialista del periódico La Jornada (25/04/2018), comenta que el “Ocultamiento de información sobre efectos a la salud y al medio ambiente por el uso de transgénicos por parte de organismos sanitarios en Estados Unidos, así como generar confusión en los datos que se divulgan, son las estrategias de expertos, empresas y autoridades que promueven estos alimentos, sostiene Steven Druker, autor del libro Genes alterados, verdad adulterada”.

El autor señaló que “la Academia Mexicana de Ciencias, sin sustentar sus dichos con datos, refutó su estudio en el que divulga la forma en que durante 25 años el gobierno estadunidense por medio de la Administración de Medicamentos y Alimentos (FDA, por sus siglas en inglés) ha engañado al mundo sobre los riesgos del uso de estos productos y ha escondido documentos que prueban los daños, así encontró que el gobierno de Estados Unidos había minimizado la regulación de esos productos, que la FDA había ocultado información acerca de que los productos conllevan riesgos anormales detectados por científicos y que no había consenso sobre la seguridad de ellos”.

Esta situación demanda la aplicación del primer principio ya enunciado de La Carta de la Tierra y llama la atención al segundo de los principios, al escuchar la declaración pública de Steven Druker (La Jornada 18/05/2018), que dice: “Aunque en repetidas ocasiones Donald Trump ha advertido a los estadunidenses sobre las amenazas provenientes de México, lo que ni él ni la mayoría de las personas se dan cuenta es que los riesgos más importantes se están originando en la dirección opuesta –a través de exportaciones masivas de alimentos transgénicos sometidos a ingeniería genética cultivados en Estados Unidos (EU). Es más, México ha sido instigado a aceptar ese alimento mediante el fraude sistemático del gobierno estadunidense”. Y concluye:

“Quienes por más de 10 años hemos realizado una crítica rigurosamente fundamentada contra los transgénicos y que incluyen a notables universitarios, ampliamente reconocidos por la máxima casa de estudios, como Elena Álvarez-Buylla, Gian Carlo Delgado, Enrique Leff, Omar Masera, Luis de la Peña, José Sarukhán, Patricia Ávila o Alfredo López Austin (todos premios UNAM y/o premios nacionales de Ciencias), seguimos esperando la oportunidad de debatir con los biotecnólogos de la UNAM (y del país) sobre estos temas. Me atrevo, entonces, a solicitar al rector convocar a un foro de discusión, amplio y libre sobre el tema, que sea difundido por la radio y televisión universitarias. Ello enaltecerá tanto a nuestras autoridades como a la institución misma, lanzando un mensaje al país entero en favor de la tolerancia, el conocimiento y la inteligencia, en favor de una ciencia con ética y conciencia”, como se establece en La Carta de la Tierra.

 

 

 

 

Categorias
BIÓSFERAEDITORIALES
Sin comentarios

Deja un comentario

Relacionado con

  • ETERNA JORNADA

    La lucha de clases. Una reflexión Por: Alfonso Díaz Rey Si existe alguna expresión oral o escrita que desde el poder se oculta y trata de evitarse su empleo...
  • Faja de Oro 36`730

    Por San Agustín “No prometas lo que no será”.   ♪ ♫ ♪ ♫ Si los ídolos se derrumban, si mañana te quieres ir, nadie puede saber el futuro,...
  • LA REFINERA

      JALON DE OREJAS.- Por fin el regidor independiente Armando Vázquez se animó a levantar la voz y recordar la autoridad que como integrante del Cabido tiene, sobre todo...
  • B i ó s f e r a ( Kuxtal / Yolistli )

    ¿Para qué presentar una Agenda Ambiental Ciudadana en Irapuato? Por: QFB. Raquel Vázquez Dra. Paulina Uribe “Los ciudadanos debemos hacer política, pero no desde cargos públicos, sino desde...
WP Twitter Auto Publish Powered By : XYZScripts.com